• Mujeres de la Política

El cerebro político de las Mujeres

Entrenar el cerebro debe ser considerado de vital importancia como el entrenamiento físico: Catalina Hoffmann @CatalinaHoffman

Una mujer en política debe entrenar el cerebro para que comuniqué con calma, tranquilidad y generé confianza.

¿Has escuchado términos como “neurofitness” o ``neuronas netflix”? Mujeres de la Política tuvo la oportunidad de entrevistar a su creadora, Catalina Hoffmann, especialista internacional del desarrollo cognitivo y considerada una de las 25 mujeres más influyentes de España, su país natal.


Con su Método Hoffmann, se ha logrado posicionar en el área de la estimulación cognitiva y trabaja también en concienciar sobre la importancia del entrenamiento cerebral.


En esta interesante charla, Catalina nos cuenta cómo acuñó el término de “neuronas netflix” para tratar de explicar de una manera sencilla que tenemos una zona de ellas que están sentaditas en el sofá, tranquilamente viendo una serie de netflix, con su cervecita y de ahí no las mueve nadie; salvo que se les ponga a trabajar a través de la estimulación.


1.- ¿Qué fue lo que la motivó a especializarse en la estimulación cognitiva?


Desde muy pequeña me ha producido muchísima curiosidad cómo se comporta el cerebro; de hecho desde el colegio me sorprendía mucho que etiquetaran a los niños en función de las notas que sacaban, es decir, el que sacaba muy buenas notas era muy inteligente y el que no, no lo era.


Nadie se paraba a pensar si tenía que ver con el modelo de aprendizaje, cómo era el cerebro del niño en función de lo que necesitaba aprender. Eso yo lo viví en carne propia, había áreas que me costaban mucho y me decían que no era inteligente, que no iba a poder conseguirlo. Desde muy pequeña no entendía por qué, unos niños tenían que ser más listos que otros y en el fondo era cómo aprendíamos, cómo nos enseñaban, en éste aspecto.


Cuando empecé la carrera, todo el mundo se decantaba por áreas que no tenían, que ver con el comportamiento cerebral y yo sí que insistía, quería saber qué pasaba en las diferentes fases: a los 30 años el cerebro madura, a los 40 años nadie se ocupaba de ello; ahí es donde dije quiero especializarme en la estimulación cognitiva y empecé toda mi investigación, viendo qué pasa en el cerebro de los 40 a los 100.


2.- ¿Por qué es tan importante ejercitar el cerebro?


Es una muy buena pregunta. Lo primero, es que hay que distinguir entre lo que significa entrenamiento cerebral y mantenimiento cerebral. Estamos muy acostumbrados a mantener el cerebro activo, pensamos que las áreas que tenemos desarrolladas o que hemos venido desarrollando a lo largo de nuestras vidas, son las que tenemos que seguir manteniéndolas activas y estupendas, pero nos olvidamos del resto, que son las áreas que no hemos necesitado, por nuestro trabajo, hobbies, pensamos, que no son necesarias y son las más importantes. Si aprendemos a entrenar a nuestro cerebro, sacar de la zona de confort, a esas zonas del cerebro, que están sanas pero inactivas, estamos haciendo una cosa importantísima, ampliar lo que se llama la reserva cognitiva, que es el bote salvavidas. ¿Por qué es importantísimo entrenarlo? Es la única manera de tener salud cerebral, independientemente de la edad que uno tenga: 20, 30, 40, 60, el cerebro tiene que estar preparado para un “plan B”, para un momento de estrés, de ansiedad o cualquier cosa que produzca al cerebro necesitar ayuda.


3.- Catalina ha acuñado el término “Neuronas netflix”, ¿cuál es su significado?


Con el término “neuronas netflix” a lo largo de mi carrera he querido enseñar, con un lenguaje coloquial y no tan técnico, qué es lo que le pasaba al cerebro y qué diferentes áreas del cerebro hay. El cerebro tiene tres áreas y dentro de mi investigación una de las cosas que denoté es que son: zonas cerebrales sanas y activas, zonas cerebrales que se puede degenerar o deteriorar y que no nos damos cuenta, y zonas que están sanas pero inactivas.


¿Por qué les llamó “neuronas netflix” a estas zonas? He querido que la gente entienda que estas zonas están sentaditas en el sofá, tranquilamente, viendo la tele, en este caso una serie de netflix, con su cervecita y de ahí no los mueve nadie; son zonas de tú cerebro que están acomodadas, sí las estimulamos desde afuera, podemos hacer que se pongan a trabajar y que se levanten del sofá y por eso les llamo neuronas netflix.


4.- Biológicamente el cerebro de una mujer funciona de manera distinta al de un hombre, ¿se deben entrenar de manera distinta?


Lógicamente el cerebro de una mujer y un hombre trabajan de una forma distinta, fundamentalmente por el desarrollo hormonal, pero al nivel de entrenamiento, yo no me fijo en el sexo ni en la edad ni en los estudios; lo que yo analizo es el cerebro, en el momento que se ponen en mis manos las personas, para hacer todo el entrenamiento neurofitness, lo que veo es cómo están desarrolladas sus áreas cerebrales, independientemente de la edad, sexo o condición y cómo están las rutas neuronales, qué hay dentro de esas áreas cerebrales, es decir, la conectividad que existe entre el cerebro; a partir de ahí, elaboro un plan de entrenamiento, pero no lo hago diferenciando en función de la edad o sexo.


5.- Los estereotipos en los roles de género incrementan las cargas de actividades en las mujeres sometiéndolas a mayores niveles de estrés, ¿qué entrenamiento cognitivo deberían realizar para liberar ese estrés?


Como muy bien apuntas, el estrés es la patología del siglo XXI, es una enfermedad que afecta muchísimo al cerebro.

¿Qué provoca el estrés en el cerebro? Provoca, inflamación, elevación de la hormona del estrés llamada cortisol y una elevación de la adrenalina, eso significa, que el cerebro vive constantemente en modo de emergencia y urgencia. Cuando hay una persona que está muy estresada, el cerebro no distingue si está al frente de un león en la selva y se lo va a comer o si está en un periodo de estrés en un trabajo; para el cerebro es exactamente los mismo, el impacto que genera es el mismo y, ¿qué pasa? el cerebro se tiene que proteger y al tenerse que proteger se aísla; la conectividad entre las neuronas se va desactivando para la protección del cerebro y, por lo tanto, esa persona puede tener despistes, momentos de Dejá vu.


¿Qué tenemos que hacer para trabajar ese estrés? Primero, tenemos que trabajar en lo que llamo: oxigenación de áreas cerebrales (respirar profundo por la nariz y exhalamos por la boca) con una sensación de llevarnos todo el oxígeno de la sala donde estemos, eso hace que el torrente sanguíneo fluya de manera muy potente y la sangre suba las carótidas e irrigue el cerebro de una manera adecuada; irrigar quiere decir, que la sangre transporta oxígeno y nutrientes, por lo tanto es importante. El segundo consejo que doy muchísimo es tomar muchos antiinflamatorios naturales, como puede ser el jengibre, la única contradicción es si tiene la tensión arterial alta, pero sino: agua, medio jugo de limón y jengibre rayadito es una de las cosas que más recomiendo tomar en ayunas.


La siguiente cosa que deberíamos hacer para el control del manejo del estrés son meditaciones con visualización, tener el cerebro en modo de calma, darle la señal de que hay calma, para eso se trabaja mucho en la activación del hipófisis en línea pineal con el timo, con el fin de trasladar esa calma al cerebro y que baje el colesterol y la adrenalina. También es muy efectivo cuando nos sentimos muy estresados, hay que inspirar, conectar con nosotros mismos, trasladarnos y decirnos: la palabra calma, de esta manera le estamos mandando un mensaje al cerebro de que no estamos en una urgencia de vida o muerte, sino que nos encontramos en una situación de nerviosismo que podemos controlar.


6.- ¿Cree que las mujeres líderes políticas deban realizar algún entrenamiento especial para mantener siempre templanza?


Considero que sí es importantísimo hacer entrenamiento cerebral por varios motivos, uno de ellos es manejar muy bien el estado de alerta. Una mujer política está constantemente comunicando, interactuando con gente, tiene que hacer lo que yo llamo el aprendizaje y el conocimiento vertical, es decir, la conexión del cerebro con el cuerpo para manejar bien los niveles de estrés, con el objetivo de comunicar y trasladar el mensaje de una manera adecuada. Para todo eso, hay que activar una red neuronal, que tiene que ver con la tensión y la concentración, lo que permite dar el llamado “foco”, hacer que nuestro cerebro en el momento, que lo necesitemos esté a doscientos por cien, muy focalizado en lo que queremos trasladar y cómo lo queremos trasladar. De esa manera uno genera la templanza y el lenguaje verbal que uno comunica es de calma, tranquilidad y serenidad, sobre todo confianza, que para una mujer política es importante.


7.- ¿El método Hoffmann es para cualquier persona?


El método Hoffmann es para cualquier persona. Ciertamente, yo empecé hace 22 años y la investigación centrada de los 40 a los 100 era una parte donde había un vacío muy importante. ¿Qué le pasaba al cerebro en esa etapas de la vida? A lo largo de mi carrera profesional he ido demostrando que en función de la edad que uno tenga, la intervención en el entrenamiento cerebral es empezar de una u otra manera y he terminado por entrenar a niños, jóvenes, empresarios, personas de todas las edades.


Es importante que las personas entiendan y sepan que entrenar el cerebro es un hábito de estilo saludable y debería de estar dentro de los pilares básicos del cuidado, al igual que hacer ejercicio físico, tener una alimentación adecuada, dormir bien y beber agua. Tenemos que quitar la idea de que el cerebro sólo lo tenemos que cuidar cuando nos empieza a fallar.


8.- ¿Cuándo era niña se imaginó escribiendo libros y ayudando a otras personas cómo lo hace ahora?


Cuando era una niña había una parte que me gustaba mucho, que era el contacto con la gente, a pesar de ser una niña tímida; no me atrevía ni a pedir una coca cola, lo hacía mi hermana pequeña por mí, pero sí tenía vocación de ayudar: si había alguien que necesitaba cruzar la calle, enseguida cogía su mano y le ayudaba. Siempre he pensado que el poder ayudar sin esperar nada a cambio, es muy bonito. Pero jamás pensé que iba a escribir libros, dedicados al entrenamiento cerebral, acuñando una terminología como el neurofitness, creando una obra científica como el método Hoffmann.


9.- De sus libros ¿cuál es el que más recomienda y por qué?


Tengo libros en sus diferentes etapas: el primero es “Emprender soñando”, “Cumplir años con salud” habló más del cerebro y el cuerpo; “Siempre joven” con el método Hoffmann para demostrar que hay que dar vida a los años, no años a la vida. Uno puede tener 30 años y parecer mayor o 90 años y ser muy joven; ese es uno de lo que más recomiendo.

Y luego toda la línea de “Neurofitness”, que son ejercicios especializados en cada área cerebral.

Si me dieras a elegir sería “Siempre joven”, pero sobre todo “Neurofitness”.


10.- ¿Cuál es la consecuencia de no entrenar el cerebro de manera adecuada?


Si no entrenamos el cerebro de una forma adecuada, lo que nos va a pasar, es que los núcleos neuronales, que sí tenemos activos y estupendamente que hemos trabajado toda nuestra vida, pueden llegar a fallar. Por ejemplo: soy un matemático y soy una artista en número, van pasando los años y sólo tengo una zona desarrollada, las otras las he dejado a parte, esos núcleos pueden perder actividad, es decir, las rutas neuronales suficientes pueden dejar de ser tan sólidas. Si yo voy manejando la información y no voy teniendo las rutas y no tengo otra área del cerebro entrenada, la información se va a quedar ahí, no va a poder salir al exterior, voy empezar a perder la memoria y un posible deterioro cognitivo. Si yo entreno el cerebro tendré un plan: B, C, ese bote salvavidas. Sí el cerebro me empieza a fallar debido a la neurogénesis, la neurona plácida cerebral, van a buscar otras rutas neuronales que soporten y ayuden; no vamos a quitar una demencia, si es que se tiene que perder, pero si podemos hacer, que aparezca más tarde, por lo tanto entrenar al cerebro está dando calidad de vida a la persona.


12.- ¿Cuáles son sus proyectos más importantes para el 2021?


Proyectos de 2021, la verdad tengo muchos, ahora estoy muy ilusionada. Uno de los fundamentales, es la digitalización, el poder llevar a través del mundo online hospitales digitales, tengo centros de día. Una de mis líneas son centros de día para adultos mayores, otra es el instituto de desarrollo cognitivo y que la gente no tenga que ir a un lugar físico, con todo lo que está pasando con el Covid. Una de las cosas que he trabajado en estos meses, es llevar la salud cerebral a cada rincón del mundo, es uno de mis mayores retos.


La segunda es enseñar lo que en verdad es el neurofitness. Estoy entrenando a gente online, empezando a crear grupos, que la gente vea, que a cualquier edad se puede cuidar y demostrar ahora más que nunca, que siempre se puede mejorar, por lo tanto le tenemos que dar oportunidad a que lo haga.


Revista Mujeres de la Política año 2 #5 2020

www.mujeresdelapolitica.org

orgmujeresdelapolitica@gmail.com

TW: @MujerdPolitica

FB: @MujeresdelaPolitica

Insta: @MujeresdelaPolitica



73 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo