• Mujeres de la Política

Entrevista a NATALI BECERRA

“Hay que ser humildes y aprender cada día, pero sobre todo he entendido que a veces una sonrisa o un gesto amable te puede cambiar la vida”.

La ecuatoriana Natali Becerra es de las consultoras más jóvenes de Latinoamérica y que además cuenta con una trayectoria de casi 15 años, en los que ha logrado posicionarse como una de las mejores gestoras de medios en su país y referente especializada en esa área. En su experiencia, además de asesorar a políticos y gobiernos, también está el ser una de las pocas mujeres que ha participado en una campaña política en África.

Para Natali uno de los mayores errores que cometen entre la clase política es el no saber escuchar: “si no escuchas es difícil que te puedas comunicar, y ese es un error común y garrafal, que a veces el ego o el mismo poder causan que los políticos se desconecten de los ciudadanos, de sus votantes, sus mandantes”.

En esta edición la consultora ecuatoriana nos comparte un poco de ella y su amplia experiencia en el ámbito de la consultoría política:


¿Cuál fue el primer acercamiento de Natali Becerra con el mundo de la comunicación?

Mi primer llanto supongo, pero ya como forma de vida siempre supe que quería ser comunicadora, desde la escuela primaria sabía que a eso me dedicaría. En lo profesional creo que ya en la universidad federal de Río de Janeiro fue donde tuve la certeza de que escogí bien mi profesión.


¿Por qué llamó tu atención la comunicación y decidiste incursionar en ese mundo?

Porque la comunicación es lo más básico para comprender a los demás y me encanta conocer nuevos mundos; además, siempre he tenido la habilidad de interrelacionarme con otras personas.


Te has convertido en un referente en la gestión de medios en tu país, Ecuador, ¿cómo ha sido ese transitar a lo largo de tu trayectoria?, ¿qué es lo más importante que te ha dejado?

Gracias por la consideración de llamarme referente, creo que como relacionista pública lo que más me gusta y disfruto de mi trabajo es justamente crear nexos profesionales, que muchas veces terminan convirtiéndose en grandes amistades. He aprendido que todos son valiosos y todos aportan, que hay que ser humildes y aprender cada día, pero sobre todo he entendido que a veces una sonrisa o un gesto amable te puede cambiar la vida.


En el ejercicio de tu profesión has tenido la oportunidad de trabajar para instituciones gubernamentales y personajes de la política, ¿cuál crees que sea el error en el que más incurren en sus comunicaciones?

Si no escuchas es difícil que te puedas comunicar, y ese es un error común y garrafal que, a veces el ego o el mismo poder, causan que los políticos se desconecten de los ciudadanos, de sus votantes, sus mandantes. Simplemente se vuelven emisores de información y no les preocupa la retroalimentación y es ahí donde cualquier esfuerzo comunicacional pierde sentido, también están los que quieren informar demasiadas cosas al mismo tiempo y simplemente no logra dejar ningún mensaje.


¿Qué tan importante es que los gobiernos y los personajes de la política manejen su comunicación de manera integral?

Es sumamente importante entender que la comunicación debe manejarse con una estrategia que contemple todas y cada una de sus aristas, ya que los diversos públicos objetivos responden a diferentes estímulos comunicacionales y cada uno de ellos reacciona de manera distintas a los diversos canales de comunicación; es vital para esto segmentar al máximo para llegar a cada público, por el canal adecuado, con el mensaje correcto.

¿Qué ha sido lo más difícil que te ha tocado vivir durante el ejercicio de tu labor?

Sin lugar a dudas lo más difícil es el estar mucho tiempo lejos de mi casa. Soy una persona muy familiar y amiguera y extraño mucho a los que amo cuando estoy lejos.


Eres una mujer que tiene dos hijos, ¿cómo has compaginado tu labor profesional con tu rol de madre?

Este es un tema muy complejo porque entran en juego los estereotipos de la “buena madre”. Muchas veces he llorado porque, siendo de madrugada, no logro llegar a mi casa por estar trabajando o por faltar a eventos de mis niños, pero comencé a dejar un poco de autocastigarme por ser una mujer profesional con una carrera cuando me di cuenta que me juzgaba yo por mis preconceptos (y claro una que otra persona), pero mis hijos no lo hacían; ellos se enorgullecen por cada logro por cada paso y se emocionan conmigo. Así que estoy en el proceso de disfrutar más la vida profesional sin remordimientos y trato de incluir a mis hijos en algunos proyectos de trabajo para que entiendan como es mi día a día y por qué no siempre estoy en casa. Me ha ido muy bien. Son mis caballeros.


Eres una de las fundadoras de Mujeres de la Política, ¿crees que esta asociación ha influido en la manera en que se percibe a las consultoras políticas?

Mujeres de la Política –al igual que a muchas de las socias– me cambió la vida. Amo ese proyecto que nació en Lima junto con mi hermana y colega Wanda Nazario, justamente para darnos una mano porque vivíamos en esa época situaciones similares entre familia y trabajo. Y sí creo que ha cambiado la forma en la que nos perciben, cuando anunciamos la creación de la Organización muchos nos dijeron que las mujeres juntas no pueden trabajar sin pelear ni criticarse y de largo hemos demostrado que juntas somos más fuertes y que la sororidad es nuestra bandera.


¿Cómo crees que pueden sumarse los hombres en la lucha por la igualdad de derechos?

Hay muchas maneras, pero creo que de a poco se van dando los grandes cambios, por ejemplo dejando los micro machismos del día a día.


¿Cuáles crees que sean los retos de las mujeres en la política?

Hay muchos retos, pero quisiera enfocarme en la profesionalización de las mujeres que incursionan en la política. Es importantísimo que las mujeres que nos representan a todas estén capacitadas y listas para asumir la política con responsabilidad, para de esa manera ir avanzando y abriendo puertas a las nuevas generaciones.


Natali Becerra: Relacionista Pública, Master en Marketing y Comunicación Política, consultora en comunicación estratégica y gestión de medios, con 12 años de experiencia. Ha sido asesora de varias instituciones del sector público y privado en el área de relaciones públicas y comunicaciones. A lo largo de su trayectoria se ha especializado en el área de manejo de medios de comunicación. Se ha desempeñado como estratega de comunicaciones en varias campañas políticas a nivel municipal, legislativo y presidencial. Y como agente de prensa para diversas instituciones públicas, candidatos y sector privado.

TW: @nathybecerra

Mail: natalibecerras@gmail.com


Revista Mujeres de la Política año 2 #3 2020

www.mujeresdelapolitica.org

orgmujeresdelapolitica@gmail.com

TW: @MujerdPolitica

FB: @MujeresdelaPolitica

Insta: @MujeresdelaPolitica

251 vistas